Jorge Valdano - Revista Oficial del Real Madrid (1995)

Entrevista realizada a Jorge Valdano para la Revista Oficial del Real Madrid en el año 1995


En Marzo del año 1995, la Revista Oficial del Real Madrid publicó una entrevista realizada a Jorge Valdano tras haber goleado al F. C. Barcelona por 5 goles a cero.

JORGE VALDANO

"EL SUEÑO ACABA DE EMPEZAR"

Las frustraciones se han convertido en grandes satisfacciones, el juego del equipo irradia una belleza como hace tiempo no conocíamos; los resultados nos ponen el éxito en nuestras manos. El sueño del verano se ha hecho realidad. Pero para Jorge Valdano, el hombre que ha obrado este milagro, el sueño sólo acaba de empezar.

- La asociación Real Madrid-Jorge Valdano fue de lo más fructífera en los años en el que el técnico vistió la camiseta blanca. De ahí nació una unión inquebrantable, unida por el amor a unos colores, una unión abocada a repetir los éxitos del pasado, esta vez al frente del equipo. ¿Estaba escrito?

- Creo más en la voluntad que en el destino, pero incluso cuando jugaba yo manejaba la posibilidad de ser algún día el entrenador del Real Madrid. Cuando comencé esta tarea profesional, el encuentro parecía inevitable, pero, claro, luego la situación Tenerife-Real Madrid se hizo tan caprichosa que hasta llegué a ver en peligro el encuentro. En todo caso, sabía que era una cuestión de tiempo, que tarde o temprano tendría la posibilidad de llegar adonde yo quería.

- Los resultados globales, juego y éxitos, han vencido cualquier atisbo de resistencia que hubiera en alguna parte de la afición madridista, ¿se siente ahora más contento?

- Conozco la casa por dentro y creo conocer el perfil del aficionado madridista y tenía muy claro lo que quería hacer; lo que ocurre es que el resultado ha sido más rápido de lo que uno podría prever.

- Sin embargo, en principio el reto se presentaba difícil, porque no olvidemos que existía una necesidad histórica de triunfos, o, por lo menos, de devolver el buen juego que siempre ha caracterizado al Real Madrid.

- Yo era mucho más optimista que el ambiente, porque conocía muy bien a la plantilla entera, y especialmente bien el talante de ciertos jugadores que me parecían imprescindibles para encarrilar este proyecto en lo humano y en lo futbolístico.

- Pero había que formar un equipo que devolviera ilusión y triunfos a una afición ávida de recompensas. ¿Esperaba encontrarse ahora en esta situación tan agradable?

- El Real Madrid es un gran equipo, y lo será mejor porque tiene en su plantilla buenas personas y buenos jugadores. Cuando digo buenas personas digo gente solidaria que pone el proyecto personal al servicio del proyecto colectivo y que entiende el profesionalismo con una seriedad impecable. Y cuando hablo de lo estrictamente profesional estoy ha- blando de jugadores que tienen una categoría internacional indiscutible. No hay ningún jugador en la plantilla que tenga menos de ocho puntos sobre diez.



- ¿Cómo se ha llegado a esta situación tan hermosa, con un equipo que asombra a propios y extraños, que causa admiración por su juego? ¿Cuáles han sido sus ingredientes principales?

- No me importa insistir en la calidad de los jugadores y en su excelente nivel profesional. Además, todos tenemos una clara conciencia de que el Club en este momento nos necesita. Porque se viene de cuatro años de frustraciones; porque ha habido un periodo electoral y eso provoca una falta de identidad. El cuerpo técnico hizo una llamada a los jugadores para que tiraran en estos momentos del Club.

- Se puso entonces más énfasis, si cabe.

- Como norma, el Club te ampara y te empuja, pero hay momentos en que los profesionales tienen que tirar de la institución y eso ha ayudado a que batiéramos el récord de adaptación, ya que se entendió la idea futbolística muy rápidamente. Encontramos un gran estímulo en la ilusión que hay en la calle y que, por supuesto, nos hace sentirnos muy felices, y cuando uno recupera la capacidad de disfrute, cuando juega, sus respuestas son máximas. Todo eso nos ha hecho cada día mejores, profesional y humanamente.

- Insiste en un aspecto al queda mucho valor, la calidad humana de la ¡ plantilla, ¿en qué medida enriquece al equipo y cómo se mide esa calidad?

- Es mucho más fácil medirlo en aquellos que no tienen el privilegio de la titularidad. El camino lo marcó Butragueño; atrás se fortaleció con la ¡ conducta de Chendo, cuando no le tocó estar siquiera con los convocados; de Michel, cuando perdió la titularidad en Lisboa; de Alkorta, cuando no encontró acomodo en el equipo a pesar de ser titular en la selección; de Alfonso, cuando volvió de una fatalidad y vio que su lugar lo había ocupado un recién llegado como Raúl. La aceptación de ese tipo de situaciones, que requiere una gran entereza moral, fue resuelta hasta con grandeza. En ese sentido la plantilla ha sido modélica y eso facilita muchísimo el trabajo. En ese sentido, insisto, que el aporte de los que no juegan ha sido esencial, y desde un punto de vista humano, más valioso que el de aquellos que se encuentran con una camiseta del 1 al 11.

- ¿Cómo recibe el cuerpo técnico la baja de un jugador de la talla de Redondo, Míchel y Alfonso? ¿Qué influencia han tenido esas bajas en el comportamiento del equipo?

- Padecemos el infortunio del miembro de la familia que está atravesando un mal momento, pero tratamos de no elevar el problema a la categoría de drama. Desactivamos la importancia de la pérdida amparándonos en la  calidad de otro jugador que está trabajando para cuando llegue su momento, y en ese sentido creo que se respondió a la adversidad con una gran naturalidad. Era hasta tentador cuando se lesionó Redondo, cuando se lesionó Míchel, y cuando perdimos a Laudrup, apelar al fatalismo y a la mala suerte, no lo hicimos a partir de un discurso responsable, optimista, que luego se reveló como realista.

- En los últimos tiempos, y, sobre todo, a partir del golazo de Lasa, se recalcó con más insistencia una serie de calificativos, como coraje, atrevimiento, osadía, inteligencia, técnica, que parecen ser un sello del equipo...

- Yo vengo diciendo desde hace mucho tiempo que un equipo es un estado de ánimo, y que el placer, el atrevimiento y el coraje son contagiosos, que hay algo que se llama la atmósfera de trabajo, la atmósfera de convivencia que va generando ese tipo de respuesta. Son hilos invisibles que van creando un espacio vital agradable, y eso resulta especialmente importante dentro de un equipo atacado por todas las presiones imaginables.



UN SUEÑO EN MARCHA

Por Angel Cappa

Aceptar el compromiso de conducir al Real Madrid significó para Jorge y para mí iniciar el sueño del gran equipo. Junto con Félix y Giráldez coincidimos en la necesidad de recuperar la ilusión y el orgullo madridistas. Si uno rescata la ilusión, rescata al fútbol mismo, porque este juego no es otra cosa que una gigantesca ilusión que tiene raíces muy hondas en el sentimiento de la gente. Se trata de ganar, por supuesto, para eso se compite; pero indudablemente, para nosotros se trata, sobre todo, de generar felicidad. El fútbol es una fiesta que los pueblos se dan a sí mismos y nadie tiene derecho a negarla con el propósito, siempre incierto, de ganar un punto de visitante. Menos, todavía, si uno está en el Real Madrid, por una cuestión de respeto elemental a la gloriosa historia de este Club. El Madrid no puede ganar de cualquier manera, porque el orgullo de su gente no lo permite. El Bernabéu ha visto el mejor fútbol del mundo y a los mejores jugadores del mundo, y por eso desprecia con razón la mezquindad de la victoria a cualquier precio. Aquí la cosa está muy clara: hay un estilo que señala la historia y la obligación de respetarlo. La camiseta del Real Madrid se defiende con el máximo esfuerzo, naturalmente, pero, además, con buen fútbol. En ese aspecto no caben las dudas, ni hay lugar para debilidades.

Construimos la plantilla desde ese punto de vista y en la pretemporada dimos las pautas fundamentales para que quede claro que el propósito de lealtad al orgullo madridista no era negociable.

Para llevarlo a cabo necesitábamos jugadores con capacidad para asumir el protagonismo que les corresponde y que el tacticismo de los tiempos modernos les arrebató. Jugadores que a partir de ese protagonismo recuperen el placer de jugar, la mejor manera de rendir al máximo.

Tuvimos suerte porque encontramos una plantilla inteligente y dispuesta a trabajar intensamente para hacer un gran equipo. Sabíamos que hacía falta tiempo, y también sabíamos que nadie nos daría ese tiempo, que hay que ganar desde el primer partido hasta el último, y que cada derrota se tomaría como un gran fracaso, porque así lo impone la sociedad de la inmediatez, del éxito urgente, en que vivimos.

Entonces convenimos en que la única garantía que teníamos era, otra vez, la fidelidad al estilo madridista, ya que la gente sabría apreciarlo y únicamente de ese modo aceptaría los tropiezos que seguramente encontraríamos. Inmediatamente el equipo jugó de la forma que esperábamos y, afortunadamente, las derrotas fueron mínimas. El proceso se puso en marcha prácticamente sin inconvenientes y las cosas empezaron a funcionar como preveíamos.

La primera vuelta de la Liga, después de una pretemporada ilusionante, sirvió para terminar de definir nuestro juego y lograr que nuestra gente se identificara plenamente con el equipo.

Todavía falta para hablar de un gran equipo, pero aquelsueño que teníamos quienes integramos el cuerpo técnico se está cumpliendo: el Real Madrid genera ilusión y felicidad. Para nosotros, eso vale tanto como los títulos que tratamos de conseguir.

Sólo me resta agradecer el apoyo, muchas veces conmovedor, de todo el madridismo, y asegurarle que estamos dispuestos a entregar todo nuestro empeño y conocimientos para alcanzar las metas que son el sueño de todos.



- ¿Cuáles son las armas que utilizan para vencer esas presiones?

- Si uno procesa todas esas agresiones que llegan de fuera, en términos de tensión, pues termina siendo cada día peor jugador; en cambio, cuando uno se relaciona con el juego de una manera honesta, responsable, valiente, es más libre para jugar y todo resulta más fácil.

- Volvamos a la situación de euforia que vive el madridismo, a esa especie de "madridmanía" que se ha desatado por todo el orbe futbolístico. ¡Vivió usted esta situación en su época de jugador?

- No es comparable con ninguna situación anterior. Hay un deseo reivindicativo después de cuatro años donde un club grande vivió casi como una humillación el hecho de que triunfara el vecino, el vecino, además, menos querido; bueno, eso ha activado una especie de fenómeno reactivo. Hay el efecto de la novedad con la llegada de Redondo, Amavisca, Quique, Cañizares, Laudrup, y eso ha activa- do de alguna manera la producción futbolística, hay una idea que el público respalda y que consiste en no negar el espectáculo. El público sabe que cuando paga una entrada en el Bernabéu está pagando una promesa de buen fútbol.

- Hablando del vecino menos querido, ¿soñó usted con endosarle cinco goles al Barcelona en aquella noche mágica del 7 de enero?

- Como sueño era demasiado perfecto, un sueño demasiado bien hecho para ser verdad, casi increíble, casi el sueño de un mal novelista. Pero, bueno, ocurrió, y lo cierto es que me gustó más el cinco que el seis, me parece que tenía un poder más simbólico el cinco que cualquier otro tanteador, me daba la impresión de que le quitábamos algo que les pertenecía a ellos.

- ¿Pensó aquel día en algún tipo de revancha; en que, por ejemplo, le había ganado la partida a alguien que un día no se portó con usted muy cortésmente en el terreno de juego?

-No, francamente no, porque, entre otras cosas, sentí una enorme satisfacción personal, algo inevitable, tan grande como la que sintió cada uno de los aficionados. Una especie de conmoción emotiva, pero mi felicidad tenía un sabor madridista, sabía que ese triunfo era muchísimo más importante para el Real Madrid que para mí, y que también tenía un peso simbólico. Enseguida descubrí que ese partido era una especie de punto de inflexión y que a partir de ese momento estábamos más autorizados a creer en un futuro mejor y que mi trabajo iba a ser más fácil y hasta más cómodo. En ningún momento tuve la tentación de utilizar el triunfo contra alguien, sino que me pareció que ese triunfo servía para armar y fortalecer los argumentos que nos permiten soñar con un nuevo gran Madrid.

- Voy a poner una nota amarga en este análisis tan hermoso y tan real...

- Es muy fácil, Odense, ¿no?

- Sí. ¿Qué falló allí, si es que falló algo más que el resultado?

- Ahora que uno tiene cierta perspectiva, puedo hablar incluso con más libertad de lo ocurrido ese día, incluso yo animaría a invitar al madridismo a que viera otra vez el partido para que comprobara que no fue un ejemplo de dejadez ni frivolidad, ni falta de pasión los réco

- Se habló de una ligereza o suficiencia a la hora de confeccionar la alineación.

- Todos saben que estaban suspendidos Hierro y Zamorano. Jugó Cañizares, que es el segundo portero de la selección; el medio del campo estaba formado por Redondo, Laudrup, Martín Vázquez y Amavisca, es difícil superar ese medio de campo; arriba jugaron Butragueño y Alfonso; atrás jugó Quique, Alkorta, Nando y Luis Enrique; un equipo muy competitivo, lo miremos como lo miremos, y que marcó una superioridad muy clara respecto a su adversario.

- Volvamos al presente. ¿Hasta dónde nos puede llevar este equipo? ¿Dónde está la meta?

- El primer desafío es la continuidad a lo hecho hasta ahora. Y no necesitamos poner un vídeo del Milán, tenemos que poner un vídeo del mejor Madrid, somos capaces de hacer esto y a partir de esa evidencia tenemos la obligación de ser eso y de ser posible algo más. La otra buena noticia es precisamente que el equipo parece no haber encontrado techo, y eso sigue manteniéndonos ilusionados.

- ¿Se ha hecho realidad el sueño de todos los madridistas?

- El sueño acaba de empezar.


COMENTARIOS

Nombre

Actores por un día,122,Copa del Rey,64,Curiosidades,273,Enlaces,1,Entrevistas,165,Himno,2,Historia,2,Libros,59,Liga,657,Liga de Campeones,194,Material exclusivo,3,Merchandising,182,Noticias,1882,Opinión,14,Palmarés,2,Quiosco,156,Real Madrid solidario,9,Recuerdos madridistas,18,Reportajes,2,Rincón del aficionado,4,Selección Española,209,SONIC,5,También son madridistas,20,Trofeo BRM al mejor jugador,5,Un día con...,19,
ltr
item
Blog del Real Madrid: Jorge Valdano - Revista Oficial del Real Madrid (1995)
Jorge Valdano - Revista Oficial del Real Madrid (1995)
Entrevista realizada a Jorge Valdano para la Revista Oficial del Real Madrid en el año 1995
https://blogger.googleusercontent.com/img/b/R29vZ2xl/AVvXsEiTSHi7nWxzyZEQxNr0qAoVS5F2ByAD2omFwCiKne3SSOF8qbPBhb3Cz-T6Zf0MgdJmRC1Jpob7L7eORLmd9qapuSh1gWus3uFuh6COJGFdojD2LBGw3HQYS-vUxZiFP5Fl2hdQgKu1YMszACUsq54TceLE5VcpUUuQUNxSHyXdweKvm5TOX4GdwHx_/w448-h640/Jorge-Valdano-Revista-Oficial-Real-Madrid-1995-A.jpg
https://blogger.googleusercontent.com/img/b/R29vZ2xl/AVvXsEiTSHi7nWxzyZEQxNr0qAoVS5F2ByAD2omFwCiKne3SSOF8qbPBhb3Cz-T6Zf0MgdJmRC1Jpob7L7eORLmd9qapuSh1gWus3uFuh6COJGFdojD2LBGw3HQYS-vUxZiFP5Fl2hdQgKu1YMszACUsq54TceLE5VcpUUuQUNxSHyXdweKvm5TOX4GdwHx_/s72-w448-c-h640/Jorge-Valdano-Revista-Oficial-Real-Madrid-1995-A.jpg
Blog del Real Madrid
https://www.blogdelrealmadrid.com/2023/04/jorge-valdano-revista-oficial-del-real.html
https://www.blogdelrealmadrid.com/
https://www.blogdelrealmadrid.com/
https://www.blogdelrealmadrid.com/2023/04/jorge-valdano-revista-oficial-del-real.html
true
5404538388150507811
UTF-8
Cargar Todos Los Artículos No Se Encontraron Artículos VER TODO Leer más Comentar Cancelar comentario Borrar Por Inicio PÁGINAS POSTS Ver Todo ARTÍCULOS RECOMENDADOS ETIQUETA ARCHIVO BUSCAR TODOS LOS ARTÍCULOS No se ha encontrado nada Volver a Inicio Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Dom Lun Mar Mie Jue Vie Sab Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre Ene Feb Mar Abr Mayo Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic ahora mismo 1 minuto atrás $$1$$ minutes ago 1 hora atrás $$1$$ hours ago Ayer $$1$$ days ago $$1$$ weeks ago hace más de 5 semanas Seguidores Seguir ESTE CONTENIDO ES PREMIIUM Por favor, comparte para desbloquear Copiar Todo El Código Seleccionar Todo El Código Todos los códigos se han copiado a tu clipboard No se pueden copiar los códigos / textos, por favor, pulsa [CTRL]+[C] (o CMD+C en Mac) para copiar